LO MÁS NUEVO

ENTRETELONES, 




Piensa mal y acertarás

DESDE CUALQUIER PUNTO DE VISTA… resulta una canallada el que personal sanitario presuntamente calificado, simule vacunar a adultos mayores contra el Covid-19. Sea por error, cansancio, montaje, con propósitos de mercado negro o para favorecer a algún familiar, resulta una marranada. 

Son tres casos plenamente documentados donde adultos mayores han sido objeto de esa criminal emboscada, pero sabe cuántas víctimas más hayan sido inoculados con placebos o simplemente con nada frente a la necesidad gubernamental de presentar buenos números luego de más de un año de torpezas en la gestión contra la pandemia. 

Hasta cuando una madre lleva a vacunar a su hijo de brazos voltea para otra parte para no ver el piquete, cuantimás un adulto mayor acosado por los cerdos de la nación y con largas filas que recorrer para estar frente a la persona que le aplicará el jeringazo. 

Resulta inconcebible que una enfermera o enfermero, que por lo regular se hacen cargo de tareas de vacunación, así como pasantes, acaten una orden de esa naturaleza cuando es un asunto de vida o muerte, que se presten para un montaje, que incurran en un error en un trámite tan elemental o que los inspiren ansias de mercadeo para vender esas vacunas que no pusieron. 

Esos hechos son algo que va más allá de nuestra lega comprensión y por eso urge una investigación más a fondo a ese par de enfermeras y de ese supuesto estudiante de medicina de la UNISON que hasta ahora han sido exhibidos como simuladores, ya que a lo mejor son parte de una brigada infiltrada por la misma autoridad federal de Salud para hacer ese trabajo sucio. 

Resulta sumamente sospechosa la placidez y la normalidad con que han tomado las cosas luego de las denuncias de esas inyecciones sin nada, concretándose a mandar a casa a los perpetradores y más cuando en el caso de Ciudad Obregón, la misma Universidad de Sonora negó que el supuesto pasante de medicina sea parte de su matrícula, a pesar de los dichos del superdelegado, Jorge Taddei Bringas. 

Qué más quisiéramos creer que se trataron de errores involuntarios, aunque lo que se aprecia en los videos divulgados obviamente no son involuntarios, en un ambiente ya de por sí de gran incertidumbre frente a la inminente tercera ola de la pandemia. 

DEBUT Y DESPEDIDA… Considerados simplemente productos de un accidente electoral, para la mayoría de la bancada de MORENA y aliados en el Congreso del Estado fue debut y despedida luego de su patético papelito como integrantes de la representación popular sonorense y los pocos que se salvaron fue gracias a las truculencias de la mafilia partidocrática de la entidad. 

Ernestina Castro Valenzuela fue la única que se salvó de la quema y a pesar de sus notorias limitaciones fue palomeada para ir por la reelección y los que más o menos consiguieron algo o están en vías de lograrlo, fueron Jesús Alonso Montes Piña luego de díscolos vaivenes que lo llevaron del PES a la Alianza Va por Sonora y por fin a Movimiento Ciudadano para contender por la alcaldía de San Luis Río Colorado y Rodolfo Lizárraga, quien nada a contracorriente para ir por la alcaldía de Guaymas en contra de las órdenes del dueño de MORENA, Alfonso Durazo. 

Para las y los demás, hasta la vista beibis, cociéndose aparte Fermín Trujillo Fuentes, quien como representante del cacicazgo magisterial de la región y ahora parte de la alianza con MORENA, va por la reelección en el distrito 18 dejando en el camino a liderazgos de ese partido que ya se movilizan en contra de esa candidatura. 

Pues a ver como le va al maestro panalista, ya que por ese distrito la Alianza Va por Sonora postuló a Manuel Bustamante, hueso muy duro de roer, y para completar el cuadro, Movimiento Ciudadano lanzó a Carlos Francisco Madero Valencia, carnal del maestro Manuel Madero y quien al parecer rema en aguas cercanas al MC luego de haber hecho equipo en torno a Ernesto Gándara. 

No pintan bien las cosas para el morenismo sonorense, cuando contrario a las diputaciones locales, en las federales optaron por la reelección, a pesar de que Lorenia Valles, Wendy Briceño, Manuel de Jesús Baldenebro, Heriberto Aguilar, Javier Lamarque, Hildelisa González no sirvieron para maldita la cosa, no consiguieron absolutamente nada y fueron cómplices para que presidencia eliminara logros históricos y dejaran en la indefensión a los sonorenses. 

Frente a esos buenos para nada, buenas posibilidades tienen de revertir esa nula representación sonorense en San Lázaro, Lina Acosta Cid, Leticia Amparano, Arturo Díaz Fernández, Jesús Saldaña, Kitty Gutiérrez, Omar Guillén y Próspero Ibarra, abanderados de la Alianza Va Por México. 

Para los efectos de la capital de Sonora, las contiendas por las diputaciones locales y la alcaldía lucen interesantes y está por verse que les resulte la estrategia de usar de tendedero a la alcaldesa aspirante a la reelección, Célida López Cárdenas para que se cuelguen los inocuos Bernadette Ruiz, Jacobo Mendoza, Armando Moreno, Alma Limón, Ivanna Taddei y Rafael Ramírez, cuando la de Puerto Peñasco está en tres y dos por sus recientes agravios contra mujeres y la furibunda reacción de redes feministas, que por lo visto no se conforman con una disculpa tuitera y que van por sanciones mayores. 

Los dislates de doña Célida podrían resultar letales para sus pretensiones reeleccionistas, ya que  enfrente tiene a un reposicionado Antonio Astiazarán, acuerpado por Luis Ernesto Nieves, Alejandra López Noriega, Karina Zárate, Manuel Puebla, Elia Sallard, Lizeth Castro, que van por las diputaciones locales con cabecera en Hermosillo, paquete que por cierto, en términos de las 21 candidaturas, la Alianza Va Por Sonora armó un buen trabuco, quedando cojo solamente en lo que se refiere al distrito 21, ya que Ruth Acuña podría ser considerada ejemplo de traición y deslealtad. 

OTRO QUE ENFRENTA… circunstancias que podrían ser letales para sus aspiraciones es Durazo Montaño luego de darse a conocer que la agencia antinarcóticos estadunidense DEA (Drug Enforcement Administration), ha integrado un expediente criminal en su contra por supuestos vínculos con miembros del crimen organizado pertenecientes al Cártel del Pacífico, de acuerdo a declaraciones de un testigo protegido. 

Se supone que la DEA está por llevar a una corte federal las acusaciones formales en contra del aristócrata aspirante a la gubernatura y la verdad es que no sería nada extraño que así ocurra, toda vez que hay demasiados indicios de su cercanía con la mañosada, que incluye la compra de su residencia playera en Bahía de Kino, el haber liberado a Ovidio Guzmán y sus relaciones con narcoempresarios, además de ser vínculo para que el narco infiltrara a la presidencia durante el sexenio de Vicente Fox. 

Con los de la DEA hay que tener mucho cuidado luego del planchazo sufrido con la intención de llevar ante la justicia gringa al general Salvador Cienfuegos y a lo mejor vienen por el desquite en el caso del exsecretario de seguridad federal, además que al parecer, el testigo protegido que lo señala es el mismo que por presuntas interpósitas personas le vendió su residencia playera. 

Mientras tanto, muy distintos los aires por rumbos de Ernesto Gándara Camou, cuya sobria personalidad y austero modo de vida, dista mucho del boato y alardes aristocráticos de su principal adversario, contraste que hacer resaltar y dar credibilidad a la propuesta de “El Borrego” de realizar un gobierno ajeno a frivolidades y gastos suntuarios. 

Nadie, nunca el abanderado de la Alianza Va Por Sonora ha estado sujeto a señalamientos de deshonestidad y de su imagen principalmente se percibe la decencia, factor que se respalda con una propuesta de ejercer un gobierno transparente, rendidor de cuentas y donde la ciudadanía sea rectora en las políticas públicas. 

COMENTA ESTA NOTA


Todos los derechos reservados. Semanario para "EL INVERSIONISTA" edición Sonora, Boulevard Rodríguez #20, colonia Centro, Hermosillo, Sonora, México. Teléfonos 6622 121649 y 6622 121694. Contacto: contacto@inversionistasonora.com